Se levanta Mesa de Negociación para Acuerdo de Producción Limpia (APL) en Macul y Peñalolén

El pasado 11 de junio, se realizó un encuentro entre los representantes de los municipios de Macul y Peñalolén, la Seremi de  Salud y del Medioambiente de la R.M, la Confederación de Ferias Libres (ASOF), del Consejo de Producción Limpia y la ONG Espacio y Fomento.

En esta oportunidad, se dio inicio a una mesa de acuerdo de producción limpia en las ferias de la comuna, informando sobre los resultados del estudio económico, social medioambiental “Ferias Libres Sustentables”, realizado entre octubre de 2013 y marzo de 2014, por la ONG Espacio y Fomento, a solicitud de ASOF al Consejo de Producción Limpia.

En esta investigación, surgieron interesantes antecedentes respecto a la necesidad de una política de sustentabilidad medioambiental de la feria libre, como el hecho de que se emiten 70 mil toneladas anuales de residuos orgánicos, sólo en la R.M, siendo material con gran potencial de abono (positiva composición por análisis químico), pero que- sin embargo- hoy va directo al vertedero. Así mismo, se detectó que de las tres alternativas de reutilización de los desechos (biogás, alimentación animal y compost), la última es la de mayor factibilidad de implementar en las ferias.

Para el Presidente de la ONG Espacio y Fomento, Juan Carlos Arriagada, esta mesa de negociación «continuará trabajando con los mismos actores, con la ONG Espacio y Fomento como consultor técnico en estas materias,  para culminar en agosto con el compromiso de un Acuerdo de Producción Limpia (APL), entre las partes involucradas, que para su implementación en los meses posteriores en las comunas de Peñalolén y Macul, contará con el respaldo del Consejo de Producción Limpia y de otras instituciones».

Arriagada agrega que entre los aspectos más relevantes del estudio dado a conocer están el haber cuantificado la cantidad de residuos orgánicos que emiten las ferias libres y el déficit de una política ambiental dirigida a las ferias libres, ya que los residuos orgánicos emitidos desde las ferias libres, en su gran mayoría,  no tienen un manejo posterior de reciclaje de cualquier tipo. Así mismo comentó que la «sustenatbilidad medioambiental de la feria exige  del inicio de un cambio cultural del propio feriante que entienda la unidad existente entre su actividad comercial, su relación con consumidores y vecinos  y el medioambiente y trabajar en acuerdo y compromiso con municipio en alianza con redes locales  e instituciones a través de Acuerdos de Producción Limpia», destacó.