Con gran éxito y con La Ruta Saludable se llevó a cabo la segunda versión de La Porotada en Puente Alto

By 19 marzo, 2015Noticias, Sin categoría

Una gran recepción por parte de los vecinos del sector de Bajos de Mena tuvo La Porotada organizada por los sindicatos de las ferias Unión y Esfuerzo y Bajos de Mena II en el sector sur de la comuna.

Más 3 mil raciones de platos entre porotos con rienda, porotos con mote, porotos con menestrón, ensalada de porotos con cilantro y cebolla, además de hamburguesas de porotos y mayonesa de porotos, se repartieron entre los centenares de vecinos que se acercaron hasta el lugar del evento para disfrutar del agasajo que los feriantes les tenían preparados.

“Me parece una gran iniciativa de parte de ellos para nosotros, sus caseritos”, contó una de las tantas asistentes del sector.

“Llevamos más de 15 años acá e iniciativas como ésta contribuyen a fortalecer el lazo con nuestros caseros”, dijo Teresa Guajardo, presidenta del sindicato de la feria Unión y Esfuerzo.

En el evento también se hizo presente el equipo de La Ruta Saludable, quienes entregaron consejos nutricionales y de vida a sana a los vecinos, los que agradecieron y se mostraron muy entusiastas con el corpóreo Señor Pera, especialmente los niños.

Germán Codina, alcalde de Puente Alto, asistió al evento y resaltó el hecho que las organizaciones de ferias libres “sigan apropiándose de los espacios públicos y generando el contacto con la gente”. ASOF estuvo presente mediante la secretaria nacional, Gabriela Sepúlveda y la encargada del departamento de la mujer, Mirta Araya.

A continuación replicamos parte del discurso de la presidenta del sindicato de la feria Bajos de Mena II, Laura Valdovinos:

«Esta actividad nace con el objetivo de acercar nuestra feria con sus clientes, nuestros caseros, nuestros vecinos, para que ellos vean que la feria no es solamente el espacio donde ellos compran sus provisiones, sino que también en donde se reencuentran con sus pares, con sus vecinos, amigos y familiares, en donde se reencuentran con su barrio, muchas veces estigmatizado.

La feria, sin duda alguna, ha sido un motor de desarrollo de los barrios populares. Hemos cumplido un rol fundamental en nuestra historia como pueblo… es más, ya somos parte del folclore nacional y por eso nos hemos ganado el prestigio de ser nombrados como parte del patrimonio nacional.

La feria es nuestra fuente de trabajo. La Feria Libre de Bajos de Mena permite que más de 460 familias patentadas tengan sustento económico en su hogar… a quienes permite educar, vestir, alimentar a sus hijos y que muchos de ellos puedan acceder a la universidad, y con mucho orgullo lo digo, que hoy logren ser profesionales.

Pero también no podemos dejar de mencionar a quienes también son parte de esta hermosa familia feriante. Hablo de quienes a la cola de nuestros puestos han encontrado la posibilidad de sustentar sus hogares, los coleros y coleras, aquellos que con su paño y su ropita usada o cachureos realizan la misma labor, igualmente de sacrificada, de hacer feria. Ellos también, al igual que nosotros, muchas veces se ven enfrentados con los grandes mayoristas que ocupan los espacios de nuestras ferias para ejercer un comercio desleal, ya que muchas veces con los precios de los productos nos perjudican sustancialmente.

En resumen, somos más de 1.500 familias entre patentados y coleros de paños que nos vemos beneficiados con nuestro trabajo que, insisto, es muy sacrificado, pero necesario para nuestra comunidad, para que se abastezca de los víveres y vestimentas que requieren y para que nosotros sobrevivamos de ella.

(…) Hay que seguir soñando, tener fe y saber que la unión hace la fuerza. Y por otro lado queremos seguir aportando al desarrollo económico local, porque no necesitamos de supermercados o de centros comerciales. Necesitamos fortalecer a nuestros pequeños negocios, fortalecer nuestras ferias».