La Tecnología que se viene en la Venta de Productos del Mar

By 21 noviembre, 2012Observatorio

Este lunes 19 de noviembre empresas especializadas en incorporar tecnología en la venta de alimentos presentaron a feriantes de Puente Alto alternativas de carros para el expendio de pescados y mariscos, que vendrían a perfeccionar la presentación, venta e higiene de los productos del mar. Este 3 de diciembre las ideas, que fueron aceptadas por una Comisión Especializada, mostrarán un carro piloto y se decidirá qué tipo de móvil cumple con mayor eficiencia las expectativas de los comerciantes pesqueros.

Carros que incorporen sistemas de refrigeración adecuados a las condiciones de venta en la calle, que cumplan con la Normativa Sanitaria, con vitrinas espaciosas, que aseguren la higiene en el proceso de manipulación del producto y que sean atractivos visualmente y prácticos de armar y desarmar. Esto buscan los feriantes de Puente Alto con miras a replicar una idea piloto en todo el país.

La idea de modernizar los carros de venta de pescados surgió a partir de un trabajo conjunto entre la Subsecretaría de Pesca, la  ASOF y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), asesorado técnicamente por el equipo de Inocuidad y Calidad de los Alimentos de la organización internacional, en respuesta a la necesidad de modernización de los feriantes de todo el país que se especializan en la venta de productos del mar.  Además, pensando es que es en las ferias libres en donde se abastece al 50% de la población en pescados y mariscos. Unido al bajo consumo de los chilenos por estos alimentos, apenas 7 kilos pér cápita al año.

Para el Director del  Observatorio Feria Libre- unidad de inteligencia y análisis de las ferias libres apoyada por FAO, ODEPA y ASOF-, Juan Carlos Arriagada,  existe  la necesidad de adaptarse a las nuevas exigencias.  «Los colegas de Puente Alto han sido pioneros, sumándose a las campañas de aumentar  el consumo de pescados y mejorar la venta del producto,  estimulado por el gobierno, lo que permite un buen escenario para esta iniciativa”,  indicó.

Los consultores de FAO, Magdalena Iragüen y Raúl Contreras, señalan que la idea es “propiciar una infraestructura de acuerdo a los requerimientos y normas sanitarias, y que en conjunto a profesionales vinculados al proyecto y feriantes, se pueda tomar una decisión en torno a los requerimientos prácticos que debe tener un instrumento de esta naturaleza y adoptarla como una experiencia que puede ser replicada a lo largo del país”.

Todas estas iniciativas se enmarcan en el Proyecto de Cooperacion Técnica (PCT) “Fortalecimiento de las ferias libres para la comercialización agroalimentaria y pesquera”, iniciado el 2010, apoyado por la FAO, ASOF y ODEPA, que busca perfeccionar a las ferias libres para convertirlas en un importante canal de comercialización de productos saludables, provenientes de la pequeña agricultura campesina y de los pescadores artesanales del país. Uno de los principales productos  ha sido el levantamiento del Observatorio Feria Libre, un centro de análisis y estadístico sobre precios, tendencias de consumo, calidades de productos, entre otros aspectos, todo ello para contribuir al mejoramiento de la seguridad alimentaria y nutricional de los chilenos, estimulando un aumento de los ingresos de los feriantes, familias de campesinos y pescadores artesanales a través de una mayor participación en los mercados.

Es importante señalar que en materia de la venta de productos del mar, la ASOF con apoyo de distintas entidades nacionales e internacionales ha emprendido iniciativas en la línea de acortar la cadena de intermediarios, realizando transacciones directas entre los pescadores artesanales y ferias del país, así mismo ha establecido relaciones con organismos de fomento de innovación, como Innova Chile Corfo, y del ámbito académico e investigación, como la Universidad de Cuyo de Argentina, para incorporar la más alta tecnología en la conservación de los productos y para dar valor agregado a los alimentos.